//Los petardos españoles son para exportar

Los petardos españoles son para exportar

Los petardos españoles son para exportar

Esta es una historia de tiempos mejores, o de unos tiempos similares en los que el dinero iba a otros bolsillos. Como ayer, anteayer y el mes pasado, José Rausell lleva todo el día en su empresa. Igual que hace 40 años, cuando de niño pasaba los días en la finca donde su abuelo montó la pirotécnica Rausell, ni siquiera alcanzaba a colocar las mechas y se acercaba en bici con su primo y ahora socio. Igual que en 1998, cuando vio cómo quedó todo tras la explosión de un molino mezclador. Igual que en todos esos veranos de vacaciones negadas, porque cuanta más fiesta más trabajo. José Rausell también estaba allí, cuando hace unas semanas, a primera hora de la mañana, llegó una inspección de la Guardia Civil. Sentado en su despacho, donde reconoce no verle sentido a tanta preocupación para ganar un sueldo normal, comenta en voz alta: “No me daría ninguna pena dejarlo”.

Seguir leyendo.


Los petardos españoles son para exportar